Fruta de Verano, razones para tomarlas

Autor: | Categorías: Vida sana

En Europa estamos a punto de entrar en Verano, dentro de unos días daremos la bienvenida a una estación marcada por el calor. En España llevamos ya varios días con altas temperaturas, lo cual hace que se incremente el deseo de tomar fruta de verano fresca, con mucha agua.

Además de su refrescante sabor tienen muchas otras virtudes que te vamos a desvelar. Seguro que tras nuestro post estarás deseando tomar alguna de ellas.

Frutas de Verano:

  • Melocotones: Es una de las frutas con hueso cuyo porcentaje de vitamina C es más elevado, rico en fibras, vitamina B y potasio.
  • Albaricoques: Son una bomba de belleza, tienen Vitamina A, Caretinoides, vitamina C, Licopeno. Un auténtico cocktail para tu piel cargado de antioxidantes que combatirán los radicales libres.
  • Sandía: Otra fruta rica en licopeno, que actúa como antioxidante, además es una de las frutas que contienen un mayor porcentaje de agua lo cual le confiere un bajísimo aporte calórico. Además es rica en vitamina C y betacaroteno.
  • Melón: Bajo en calorías y rico en vitaminas y minerales. Contine flavonoides, que nos ayudan a combatir los radicales libres, vitaminas A, E y una gran cantidad de agua, otra fuente de juventud y belleza.
  • Cerezas: Estas preciosas y pequeñas frutas tienen 19 veces más betacarotenos que los arándanos y las fresas, además contienen vitamina C, E, potasio, magnesio. Toda una fuente de nutrientes que tu salud y belleza no dejarán de agradecer.
  • Ciruelas: Más allá de su conocido efecto laxante por su alta concentración de fibra, nos aportarán vitaminas como la C, K y potasio.

Toda esta apetecible y colorida carta de diferentes frutas nos darán placer al paladar, belleza a nuestra piel y salud a nuestro organismo. ¿Qué tal si te las preparas para desayunar, merendar o como alternativa a la cena algún día? Troceadas y preparadas en un bowl son una sanísima tentación.

Las que son ricas en betacarotenos te ayudarán a obtener un bronceado seguro y evitar la deshidratación. Pero ojo, no es suficiente, debes protegerte con cremas y por supuesto no olvidar la magnífica ayuda que supone la nutricosmética solar.

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *